UNOS ALUMNOS INDIRECTOS: LAS FAMILIAS DE NUESTROS ALUMNOS

JORNADA PARA LA CONVIVENCIA EN EL AULA
27 enero, 2017
TENER A UNA MADRE CONTENTA EN LA PELUQUERÍA
16 febrero, 2017
Show all

Más de 300 docentes nos hemos dado cita en las Jornadas de Pastoral que han tenido lugar este sábado en Valencia y que organiza Escuelas Católicas a nivel nacional y que se celebran en distintas ciudades españolas. La jornada en Valencia ha coincidido con la celebración en Santiago de Compostela.

Bajo el lema “Como en casa”, el objetivo de estas jornadas era el de acercarnos que también se puede trabajar con las familias de los alumnos que estudian en nuestros colegios. Y esto surge como una necesidad porque en los 300 centros que componen Escuelas Católicas de la Comunidad Valenciana hay alumnado de todo tipo: inmigrantes, familias con rentas muy distintas, con modelos de familias que año tras año van cambiando…

Por eso, teniendo en cuenta que 7 de cada 10 familias según los datos que nos han aportado desde Escuelas San José nos escogen por nuestros valores y solo 1 de cada 10 familias lo hacen porque somos un colegio religioso, es importante incluir al ámbito más cercano del niño para que familia y escuela puedan trabajar al unísono.

Para ello, las Jornadas de Pastoral se han estructurado en cuatro ponencias. Por un lado, desde las Escuelas San José (Jesuítas) nos han mostrado su ejemplo de Pastoral y su experiencia de éxito con las familias y, como ello, afecta directamente a sus alumnos de forma positiva. Por otro lado, Fernando Vidal, el Presidente de la Fundación Rais que está dedicada a la exclusión extrema, ha hablado del “Reloj de la familia” y de cómo las horas que lo constituyen son necesarias para trabajar en familia desde los centros educativos y, sobre todo, para conocer cuál es la realidad de las estructuras familiares de los alumnos.

Por otra parte, el jesuita Pablo Guerrero, autor de “Mucho más que dos” , una guía pastoral de la familia orientada al cuidado de la familia ha mostrado algunos de los consejos de la misma.

Por último, la ilustradora Myriam Artola, ha dado una charla interactiva con el público y ha demostrado cómo a través del visual thinking, el pensamiento visual, se puede comunicar mejor tanto con el alumnado como con las familias. De hecho, lo hemos podido comprobar de forma empírica porque Artola nos ha hecho dibujar. Una tutoría, un proyecto de pastoral puede pensarse para ser visualizado.